LORENZO N. LIVIERES BANKS

Nació el 12 de setiembre de 1927. Realizó sus estudios primarios y secundarios en el Colegio Alemán, luego Colegio Goethe, de Asunción. Egresó de la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales de la Universidad Nacional de Asunción (UNA) en 1951 como Notario y Escribano Público.

Además de ejercer su profesión, desarrolló una importante actividad intelectual y de pensamiento crítico a lo largo de su vida, dedicándose al estudio de la Filosofía y de las Ciencias Sociales en general. Compartió largas horas de discusiones sobre tales problemáticas con su amigo, el Dr. Juan Santiago Dávalos.

Ejerció la docencia a través de las cátedras de Teoría Social y de Sociología del Conocimiento en la Facultad de Filosofía y Ciencias Sociales de la Universidad Católica “Nuestra Señora de la Asunción” (UCA). También fue profesor de Práctica Notarial y de Hermenéutica Jurídica en la Facultad de Ciencias Jurídicas y Diplomáticas de la misma Universidad.

Como resultado de esa faena intelectual y de reflexión crítica quedan numerosos ensayos y artículos sobre temas de su interés: filosóficos, políticos, históricos y jurídicos, compilados en libros o publicados en revistas y otros medios de divulgación especializados. Entre aquéllos pueden mencionarse “Verdad Filosófica y Arte Literario” (2005), “El Proceso Histórico-Político Paraguayo”, Tomos I y II (2008), “Ensayos Jurídicos” (2008) y “Notas para un Análisis de la Historia Político-Social Paraguaya” (2009).

Cabe destacar que la Música fue asimismo parte importante de su vida. No sólo fue un estudioso de ella, sino que le dedicó muchas horas tanto a disfrutar de las obras de sus compositores favoritos como Bach, Mozart, Beethoven, Brahms y Chopin, entre otros, como a practicarla ejecutando su piano “Grotrian Steinweg”. Si bien de joven dio algún concierto en público, no fue esa su inclinación principal. En cambio sí le gustaba asistir a conciertos de música clásica, y lo hacía sobre todo aprovechando sus viajes al exterior.

En cuanto a su formación musical, en la década de 1950 estudió Armonía,  Contrapunto y Composición con el Prof. Otakar Platill, de origen checo, en tanto que con el Prof. Erwin Brynicki, de origen polaco, estudió piano en esa misma década y en la siguiente. Después, en los años 70, 80 y 90 también estudió piano con el Prof. Jack Heidelberg, pianista norteamericano formado en la Academia Juilliard de Nueva York y con la Prof. Nadia Boulanger en París.

Además, tuvo activa participación en instituciones del quehacer cultural y académico locales. Fue miembro del Ateneo Paraguayo, así como presidente del Centro Cultural Paraguayo-Americano (CCPA) en la década de 1960; desde esta última posición promovió los ciclos de conciertos de música clásica con la venida al Paraguay de notables artistas de nivel internacional. Posteriormente, en los años de 1990, fue presidente del Instituto Cultural Paraguayo-Alemán (ICPA).

Fue miembro de la Academia Paraguaya de la Historia y del Pen Club Paraguay. Apoyó la labor institucional del Centro Paraguayo para la Promoción de la Libertad Económica y de la Justicia Social (CEPPRO), colaborando regularmente en la elaboración de trabajos analíticos sobre la realidad político-social del país. Impulsó con un grupo de amigos la publicación de la Revista Crítica entre los años 1989 y 2010, como espacio y medio “para toda expresión de pensamiento racional, cualesquiera fueren su origen y tendencia, siempre que él sea coherente, crítico y estrictamente articulado” (Año 1, N° 1, diciembre de 1989).

Merece destacarse también su iniciativa de apoyar y dirigir la edición en español del informe elaborado por el Capitán de Corbeta Thomas Jefferson Page, luego de su viaje exploratorio por la Cuenca del Río de la Plata con el célebre vapor “Water Witch” en los años 1853 y 1854. El libro se titula “El Río de la Plata, la Confederación Argentina y el Paraguay” y fue publicado en el año 2007, con un estudio crítico introductorio que realizó conjuntamente con el Dr. Ricardo Caballero Aquino.

En el año 1992 recibió del Gobierno de la República Federal de Alemania la condecoración Verdienstkreuz 1. Klasse como reconocimiento a su proficua tarea en el ámbito del intercambio cultural paraguayo-alemán.

Falleció el 5 de setiembre de 2018, una semana antes de cumplir 91 años.